A finales de 2014, el número de vehículos eléctricos vendidos en todo el mundo no superaban las 665.000 unidades. Sin embargo, las previsiones apuntan a que superaremos este número con creces y alcanzaremos los 20 millones en 2020.