¿Cuál es la mejor manera de moverse por la ciudad? Si lo que demandas es un medio de transporte asequible, práctico y ecológico, la bicicleta compartida es la solución ideal.

A día de hoy, el bike sharing es parte fundamental del abanico de posibilidades que ofrecen las principales ciudades de todo el mundo para el transporte urbano. Tanto las bicicletas eléctricas como las convencionales desempeñan un papel cada vez más importante y se están convirtiendo en una herramienta valiosa para la reducción de emisiones contaminantes en las grandes urbes.

Los ejemplos en España son múltiples y variables dependiendo de la geografía y del tamaño de la ciudad y también de la regulación que se aplica en cada ayuntamiento. Por ejemplo, en la ciudad de Madrid, el ciudadano que se plantee recurrir a la bicicleta compartida como medio de transporte puede incluso elegir entre varios servicios y encontrar el que mejor se ajuste a sus necesidades.

La bici compartida llega a Lisboa para quedarse

Los números de la capital de Portugal hablan claro: recientemente ha duplicado el número de carriles para la circulación de bicicletas y se encuentra en el top 5 de las ciudades europeas con el crecimiento más rápido del turismo (en 2017, recibió 24,1 millones de turistas, cifra que supone un incremento del 12,9% respecto a 2016). Además, según las últimas estadísticas, Portugal es el mayor exportador de bicicletas y el tercer mayor fabricante de bicicletas de la Unión Europea.

Lisboa representa, pues, la ciudad perfecta para implementar el primer sistema de uso compartido de bicicletas ya que cuenta con las infraestructuras, los usuarios potenciales y, también, con la materia prima: las bicis.

Por ello, Siemens, junto con Órbita, una empresa con amplia experiencia en la fabricación de bicicletas, han sido las encargadas del desarrollo de una solución innovadora para compartir bicicletas en la ciudad de Lisboa replicable en todo el mundo.

Gracias a la experiencia de Siemens en sistemas de tráfico inteligente, servicios al cliente y digitalización, y al know-how de Órbita, fabricante líder de bicicletas además de estaciones y estaciones de acoplamiento de excelente calidad, Lisboa cuenta ahora con una excelente solución llave en mano de bike sharing. 

No se trata solo de andar en bicicleta por la ciudad ya que esta innovadora tecnología para compartir bicicletas también incluye:

  • Control vía APP  
  • Un panel instalado en el manillar que marca la velocidad, nivel de batería, nivel de potencia
  • Punto de acceso Wi-Fi en los muelles
  • Alarma antirrobo
  • Estructura modular adaptable a cada solución
  • Servicio de localización GPS integrado
  • Sistema de gestión de carga inteligente

En este interesante proyecto de movilidad inteligente, Siemens es responsable de la instalación y el mantenimiento de los equipos (bicicletas, estaciones y estaciones de acoplamiento), y de la operación de los sistemas, incluida la reubicación de bicicletas; mientras que Órbita es la empresa responsable del suministro de 1.410 bicicletas, tanto eléctricas como convencionales, 140 estaciones y 2638 estaciones de acoplamiento. Además, Siemens está invirtiendo en soluciones de big data y data analytics para gestionar de manera eficiente la movilidad a lo largo de la ciudad.